Juez e historiador. La “memoria dividida” de los italianos y la responsabilidad del historiador